La justicia da la razón a los padres de Arantxa Sánchez Vicario

La justicia da la razón a los padres de Arantxa Sánchez Vicario

Arantxa Sánchez Vicario ha perdido el juicio contra sus padres ante un tribunal de Andorra. La sentencia condena a la deportista a pagar las costas del proceso que ha generado la denuncia contra sus padres, su ex abogado Bonaventura Castellanos y el economista Francisco de Paula Oro por, según manifestó en su momento, dejarla “en la ruina”. La tenista pedía que le fuera devuelto el dinero que presuntamente le habrían estafado.

Arantxa Sánchez Vicario aseguraba que ganó 45 millones y que su padre y su exabogado crearon una estructura financiera para robarle su dinero. En cambio, el juez considera que no ha logrado presentar pruebas para avalar su denuncia y que en todo caso las estructuras financieras creadas por sus asesores tenían por objeto preservar su fortuna, no sustraérsela, como ella mantenía.

La tenista también había iniciado un proceso judicial en Barcelona, que también perdió. El enfrentamiento entre Arantxa Sánche Vicario fue desvelado por la propia tenista en 2012, cuando presentó su libro y, entre lágrimas, aseguró públicamente que su familia la había estafado.

Escriba un comentario