La financiación, un hándicap para las pymes

La financiación, un hándicap para las pymes
Durante los últimos seis meses del año, cerca de 200.000 pymes españolas no tuvieron acceso a la financiación y por lo tanto dejaron de crear empleo. De contar con esos recursos financieros, estas empresas habrían mantenido o creado más de 500.000 puestos de trabajo, según el primer Informe sobre situación de las pymes en relación con la financiación ajena, elaborado por la Confederación Española de Sociedades de Garantía Recíproca (CESGAR).
En el 98% de los casos en los que una pequeña empresa de menos de 10 trabajadores no ha tenido acceso al crédito durante los seis primeros meses del año fue por la falta del aval requerido por el banco. El presidente de CESGAR, José Rolando Álvarez, asegura que “España está creciendo con un hormigón al cuello porque el sector más importante del país no tiene acceso al crédito” lo que desde su punto de vista “supone un retroceso para la economía del país, ya que sin financiación no hay crecimiento”. España crece con un hormigón al cuello porque mucha pyme no tiene acceso al crédito.
El informe pone de manifiesto que la empresa española tipo tiene menos de diez trabajadores, es del sector servicios y factura menos de 300.000 euros al año. “Son este tipo de empresas las que están excluidas del acceso al crédito” ya que “las pymes de más de 50 trabajadores no tienen tantas dificultades para acceder al crédito”, explica. Según el estudio, el 70% de estas empresas han recibido financiación, “una situación muy diferente para las micropymes”, añade.
Entre las principales causas de esta exclusión, Rolando señala que fundamentalmente es “por la falta de información y formación de los empresarios y por la mala presentación de sus cuentas”. Álvarez recuerda a estas empresas que “el sistema nacional de garantías tiene la capacidad de asesorar y ayudar a estas pymes a gestionar sus deudas”.
El coste medio de los préstamos es de un 3,5% y el plazo medio es de ocho años. Según el presidente de CESGAR, “lo más importante que debemos hacer como país es entender que para que el empleo crezca necesitamos que las pymes puedan acceder al crédito y seguir dando trabajo”. Y añade: “Lamentablemente en España hay muchos problemas para crear fondos de deuda para financiar a pymes, y somos el país más bancarizado de Europa, por lo que pensar que uno puede acceder a la financiación sin ayuda de los bancos es imposible”.

Escriba un comentario