La Audiencia de Alicante condena a un año de prisión a un cartero que no repartió más de 200 cartas y paquetes postales

La Audiencia de Alicante condena a un año de prisión a un cartero que no repartió más de 200 cartas y paquetes postales

La Audiencia Provincial de Alicante ha condenado a un año de prisión a un cartero que repartía en el área de Torrevieja y que no entregó 226 envíos, entre cartas y paquetes postales. La sentencia, que le considera culpable de un delito de infidelidad en la custodia de documentos, le impone una multa de 900 euros y le inhabilita para empleo o cargo público durante cuatro años y medio. La Sección Séptima de la Audiencia con sede en Elche ha acordado la suspensión de la pena con la condición de que el condenado no vuelva a delinquir durante los tres próximos años.

Durante el juicio, seguido por el procedimiento del Tribunal del Jurado, el Ministerio Fiscal, la acusación y la defensa del cartero mostraron su conformidad con la calificación de los hechos y con la pena solicitada, por lo que el jurado se disolvió y la Sala dictó sentencia condenatoria.

Los hechos sucedieron entre los años 2011 a 2014 cuando el cartero dejó de entregar hasta 226 envíos, la mayoría de ellos, cartas de compañías eléctricas, de organismos oficiales o de entidades bancarias. El hombre ocultó muchas de estas cartas en su taquilla y cuando la Unidad de Inspección le pidió que la abriera, el condenado dijo que no tenía la llave. Posteriormente, sí la abrió y tiró la correspondencia no entregada a la papelera del aseo de la oficina de Correos.

Además, cometió irregularidades en la entrega de correos certificados que, o bien depositaba directamente en los buzones de las casas, sin la correspondiente firma de recepción del destinatario, o bien firmaba él mismo o terceras personas, sin relación con el receptor.

Escriba un comentario