Fallece la fiscal de sala de Violencia contra la Mujer, Soledad Cazorla

Fallece la fiscal de sala de Violencia contra la Mujer, Soledad Cazorla

soledad cazorlaLa fiscal de sala de Violencia contra la mujer, Soledad Cazorla Prieto, falleció ayer lunes en un hospital de Madrid a consecuencia de un derrame cerebral, según ha informado la Fiscalía General del Estado en un comunicado.

Soledad Cazorla ha sido la primera mujer en dirigir la red de fiscales especialistas en violencia contra la mujer, que puso en marcha tras la entrada en vigor en 2004 de la ley de violencia de género.

Nació en Larache (Marruecos) en 1955 e ingresó en la carrera fiscal en 1981, siendo su primer destino la fiscalía de Girona. En 1984 se trasladó a Valladolid, destino en el que coincidió con la actual fiscal general del Estado, Consuelo Madrigal, con quien desde entonces entabló una creciente amistad. Un año después llegó a la Audiencia de Madrid, desde donde fue destinada primero a la Inspección de la Fiscalía General del Estado en 1993 y después a la Secretaría Técnica.

Ascendida a la categoría de fiscal del Tribunal Supremo, en el año 2005 fue nombrada Fiscal de Sala contra la violencia sobre la mujer, un puesto en el que había sido renovada por el Consejo Fiscal.

Son innumerables sus intervenciones en foros públicos, conferencias, reuniones con asociaciones de mujeres, así como encuentros internacionales en defensa de la mujer. Asimismo, formaba parte del Observatorio contra la Violencia de Género, un organismo creado por el Consejo General del Poder Judicial en el que participa la Fiscalía General del Estado.

Como consecuencia de su trayectoria al frente de esta especialidad, Soledad Cazorla recibió diferentes galardones y reconocimientos de la sociedad civil.

ENCOMIABLE LABOR EN EL OBSERVATORIO

La presidenta del Observatorio contra la Violencia Doméstica y de Género, Ángeles Carmona, en representación de cuantas instituciones forman parte del mismo, ha expresado su más profunda tristeza a la vez que testimonia su pesar a familiares y amigos en momentos tan dramáticos.

A sus múltiples cualidades personales y profesionales, Soledad Cazorla unió un encomiable espíritu de trabajo en defensa de los derechos de la mujer y desde este Observatorio, al que dedicó muchas horas tras incorporarse al mismo en el año 2005, y desde sus responsabilidades jurídicas fue un importante activo en la lucha contra la violencia de género, según destaca esta institución.

Escriba un comentario