Catalá: Los plazos forman parte de nuestra vida, también de la Justicia

Catalá: Los plazos forman parte de nuestra vida, también de la Justicia

El ministro de Justicia, Rafael Catalá, ha dicho hoy, sobre la modificación de la Ley de Enjuiciamiento Criminal, que entra en vigor el 6 de diciembre y fijará límites a la duración de la instrucción, que “los plazos forman parte de la vida” y también deben operar en la Justicia.

De esta forma se ha referido Catalá a las críticas que ha suscitado en algunos sectores la limitación de los plazos de la instrucción penal que establecerá esta modificación legal, sobre todo en lo concerniente a las llamadas “macrocausas”.

“Cuando un ciudadano se acerca a la Administración pública tiene un plazo para hacer una solicitud y la Administración otro para contestar. La Justicia también tiene que estar comprometida con los ciudadanos en la resolución en unos plazos razonables”, ha afirmado antes de clausurar una jornada sobre las leyes de modificación del proceso penal.

El ministro ha precisado que el punto de partida de esta reforma establece que las causas sencillas deberán instruirse en seis meses y las complejas en 18, si bien ha añadido que “esos plazos pueden ser ampliados mediante la colaboración entre el juez y el fiscal cuando haya causas y circunstancias que lo justifiquen”.

El ministro estima que “los medios acompañan” a esa pretendida “justicia más ágil” y ha aludido al real decreto aprobado hoy por el Consejo de Ministros que establece que los procedimientos que permitirán que desde el 1 de enero de 2016 todas las comunicaciones de los profesionales de la justicia sean exclusivamente electrónicas.

“Dejaremos de ver esas pilas de papel en los juzgados, será todo tramitación electrónica, lo que acorta los tiempos desde el registro de entrada a un juzgado determinado”, ha destacado.

Rafael Catalá considera que, con la dotación de la tecnología adecuada, habrá un mejor funcionamiento de la Justicia, para lo que el Ministerio ha suscrito convenios con las comunidades autónomas “para dotarlas de medios suficientes”.

El ministro ha destacado que Canarias ha sido pionera en España en la utilización de un sistema de gestión procesal, “incluso más avanzado que el que tiene el Ministerio de Justicia”.

Sobre las dificultades que algunas comunidades autónomas, como Canarias, han anunciado que tendrán para aplicar el denominado expediente digital en la Administración de Justicia desde el 1 de enero de 2016, Catalá ha afirmado que esto también le ocurrirá al propio Ministerio.

“Quedan cinco comunidades autónomas sin transferir y soy consciente de que el 1 de enero es un desafío, que están para cumplirlos. Hay que rebajar las expectativas, no significa que ese día pasemos a una Justicia digitalizada cien por cien. Somos sensatos, lo único que será siempre telemático desde entonces será la entrada, la gestión espero que sea una realidad hacia el primer semestre de 2016”, ha referido.

Escriba un comentario