Alfonso Merry del Val, Presidente de ANGED, apuesta por la libertad comercial

Alfonso Merry del Val, Presidente de ANGED, apuesta por la libertad comercial

La Asociación Nacional de Grandes Empresas de Distribución (ANGED) ha celebrado su Asamblea Anual en la que su presidente, Alfonso Merry del Val, ha demandado un impulso reformista en favor de “la libertad comercial, la unidad de mercado y la regulación estable” que ayude a consolidar la recuperación del sector. En 2014, las ventas de las empresas de ANGED repuntaron un 1,6%, facilitando la creación de 6.200 nuevos puestos de trabajo. Además, gracias a una inversión de 1.260 millones, las compañías de ANGED sumaron 140 nuevos establecimientos.

Estas cifras constatan el punto de inflexión vivido por el sector en 2014, que se está manteniendo a lo largo de 2015 gracias a la paulatina recuperación del empleo y la confianza de los consumidores. Así, en lo que va de año, el gran formato comercial acumula un crecimiento de la actividad del 3%, mientras que los afiliados del comercio a la Seguridad Social crecen a ritmos del 2%.

El presidente de ANGED ha pedido no caer en la complacencia de los datos y aprovechar el cambio de coyuntura para emprender reformas que, por otro lado, permitan al comercio adaptarse a la nueva realidad del consumo en la era digital.

“En medio de una revolución del consumo sin precedentes, el discurso proteccionista ha reverdecido con moratorias a las inversiones, más restricciones de horarios e impuestos. Me pregunto si también van a prohibir al consumidor comprar en domingo en un comercio online. Sinceramente, resulta pretencioso querer frenar las corrientes de cambio en el consumo poniendo palos en las ruedas del crecimiento de las empresas”, lamentó en su discurso Alfonso Merry del Val.

Para ANGED, “las moratorias, los impuestos y todo tipo de restricciones legales a los grandes formatos que siguen anunciando los responsables públicos con la finalidad de erigirse en protectores del pequeño comercio, son medidas huecas, cómodas y baratas desde el punto de vista de la gestión política, pero inútiles a la hora de alcanzar sus objetivos”. Por eso, Merry del Val ha defendido que “la libertad comercial es la forma más efectiva de apoyar a las empresas que crean oportunidades, innovan y generan empleo sin importar su tamaño, su especialidad o su modelo comercial”.

Escriba un comentario